jueves, 24 de noviembre de 2016

¿Pedir dinero en tu invitación de boda es de mal gusto?

En tiempos pasados, en un principio, cuando se realizaban las ceremonias de matrimonio, estas eran muy protocolares, para ese entonces los invitados llevaban él obsequio que era de su agrado, y así se hizo por muchas décadas, en vista que en algunos casos habían invitados que repetían el obsequio, es decir tal vez te regalaban dos licuadoras, o dos batidoras, dos vajillas, dos juegos de cubiertos, se preparaba por costumbre una mesa que era exclusiva para colocar los regalos que recibirían los novios ese día, en vista que sucedía esta circunstancia en reiteradas ocasiones surge como normas de ética y protocolo la famosa lista de bodas, donde los invitados iban a un establecimiento comercial del gusto de los novios y escogían el regalo según la lista, a medida que estos compraban los regalos se iban tachando de la lista para evitar que se repitieran.

Sin embargo, esto se ha transformado, en la actualidad, muchas parejas viven juntas muchos meses antes de casarse, en ocasiones hasta años, por lo tanto ya poseen los enseres que necesitan en su hogar, tales como, licuadora, cafetera, vajilla, cubiertos, vasos, entre otros, por lo tanto no tiene sentido realizar lista de bodas, para solicitar muebles, electrodomésticos, utensilios de cocina. Es por ello que surge la costumbre de pedir dinero, que a cambio de comprar un regalo el mismo sea en efectivo y la pareja de novios decide en que invertir y esto en algunos casos resulta más cómodo para el invitado.

Por  lo tanto el pedir dinero en efectivo en vez de un regalo  no es para nada de mal gusto, es una alternativa que cada día se hace más común entre las parejas que se casan, cabe señalar que en la mayoría de los casos los padre y familiares hacen el gasto mayor de la recepción, por lo tanto los novios necesitan ese dinero para la luna de miel y que mejor forma de obtenerlo que como un obsequio por asistir a tu boda.

Claro está igualmente existe una serie de normas a seguir o reglas para pedir el efectivo por los obsequios
-  Debes señalar para que utilizarás el dinero que vas a pedir, involucra a tus invitados en esa inversión, hazles saber si es para la luna de miel, para la casa, para un carro o para ahorro.
- Adicionar a la tarjeta de invitación una tarjetita que indique que deseas es efectivo y podrás colocar un número de cuenta donde hacerte el depósito del mismo.
- Evita establecer una cantidad mínima, eso sí es de mal gusto, permite que tus invitados aporten lo que desean, igual es bienvenido.
- Luego de finalizar la recepción y regreses de tu maravillosa luna de miel, no olvides agradecer a cada uno de tus invitados por el aporte económico que hicieron, tal vez una llamada, un mensaje, o un correo, lo que este a tu alcance pero que no se te escape ese gran detalle.

No hay comentarios:

Publicar un comentario